En la Biblia, leemos historias sobre hombres y mujeres que sacrificaron todo por seguir a Jesús. Hombres y mujeres dispuestos a decir: “Yo y mi casa serviremos a Jehová.” Hombres y mujeres que aunque en un momento determinado negaron a Jesús, experimentaron un verdadero arrepentimiento y una real conversión. Estos decidieron no servir a dos dioses sino que eligieron servirle a él aun a costa de perder sus vidas.

Ha llegado la hora que nosotros, al igual que Pedro y Juan, estemos preparados para al compadecer ante el Sanedrí­n podamos dar testimonio de nuestra fe. Es tiempo de levantarnos del sueño y proclamar al mundo lo que hemos visto y oí­do a través de una experiencia viva con Jesucristo.

Es tiempo de que nosotros los jóvenes manifestemos fidelidad, compromiso y deseos de conocer aún más al Dios todo Poderoso que está próximo a buscar a los que estuvieron dispuestos a sacrificarlo todo por seguirle. Jóvenes que, como los apóstoles, se mantuvieron de parte de Dios aunque se desplomaran los cielos.

CYC 2013 lleva como lema, “No puedo callar.” Deseamos proclamar al mundo, como Pedro y Juan, “No podemos dejar de decir lo que hemos visto y oído.” (Hechos 4:20)

Este año anhelamos consagrarnos para buscar a Dios a través de la palabra, la oración y el espí­ritu de profecí­a. Deseamos capacitarnos y capacitar a otros jóvenes con herramientas necesarias que ayudarán a fortalecer la vida espiritual para ser pregoneros de luz donde se nos enví­e. Deseamos proveer instrumentos para ser vestidos de la armadura de Dios y ser soldados preparados para la batalla. Es nuestro anhelo que te unas junto a nosotros y te alistes para ser un soldado valiente y vencedor; un soldado que “No Puede Callar.”

¡Te esperamos!

Beverly Cruz
Presidenta CYC
Flyer_Front

Galeria de fotos

Audio de las predicaciones